Cómo impresionar a tu jefe

consejos para impresionar a tu jefe, recomendaciones para impresionar a tu jefeCómo impresionar a tu jefe

Impresionar a tu jefe puede ser una de las cosas más fáciles que se te puede dar en esta vida siempre y cuando tengas en cuenta las siguientes consideraciones: ir un paso a adelante, exigir más de ti mismo, aceptar una retroalimentación laboral y esforzarte al máximo.

Por otro lado, si buscas impresionar a tu jefe con adulaciones (a nadie le gusta recibir falsos halagos) o quizás traicionando tu ética laboral déjanos decirte que esa no es la idea ya que todo trabajo debe de ser lo más honesto posible y no debe de atentar contra de tus derechos.



Veamos cuáles son los pasos para impresionar a tu jefe de la mejor forma:

Actualízate: Así es, vive informado en todo momento y comparte la información con tu jefe. El manejo de información siempre podrá ayudarlos a tomar mejores decisiones en torno a su trabajo. Además, tu jefe siempre apreciará el hecho de que compartas cosas útiles con él.

Retroalimentación positiva: Nos referimos a un cumplido sincero, que siempre es bien recibido. Al dar un cumplido honesto tu jefe, este se dará cuenta de tu sinceridad y no lo tomará como un halago falso. Un jefe de personal necesita de vez en cuando escuchar una retroalimentación positiva que lo motive a trabajar con más ganas.

 

 

 

Sé innovador: Si tu trabajo tiene un proceso que seguir pero descubriste una nueva forma de hacer las cosas más eficientemente, hazle saber a tu jefe ese nuevo cambio. A todos nos cuesta adaptarnos pero si ve lo positivo del cambio y cuánto tiempo ahorraría tu nueva idea le fascinará.

Ofrece soluciones: Siempre que se presente un problema trata de buscar una solución por tu parte para luego decírsela a tu jefe. Puede sonar obvio pero muchas veces cuando un empleado se encuentra bajo presión lo primero que hace es consultarle a su jefe y espera que este resuelva el problema. No sabes el alivio que le darás a tu jefe al ser tú también capaz de resolver un problema.



Sé responsable: Además de cumplir con tus funciones diarias y llegar siempre puntual, no debes olvidar ser responsable y aceptar siempre tus errores. Nadie es perfecto y en cualquier momento puedes cometer un error. Recuerda que lo que le molesta a tu jefe no es tu error precisamente sino tu evasión del mismo.

Da la cara por tu equipo: Tu jefe no es la única persona que debe de pelear por su equipo. Tú también deberías de hacerlo porque son ellos quienes trabajan día a día contigo y quienes cooperan contigo para el cumplimento de metas. Aprende a pelear por tu equipo y tu jefe te tendrá confianza.

Pregunta: Siempre debes estar pendiente de qué puedes mejorar en tu puesto laboral y una de las personas más indicadas para responder ésa pregunta es tu jefe, él te dirá cuáles son las cosas que puedes mejorar y te guiará por el camino correcto. Así que, no temas preguntárselo la próxima vez.

Ten iniciativa: Algunas veces las personas creen que hacen un buen trabajo al seguir al pie de la letra sus funciones. Creen que al hacerlo están haciéndole un favor a sus superiores y a la organización pero esto es únicamente una parte de su trabajo. La mayoría de personas esperan mucho más de sus empleados y sobre todo esperan que demuestren iniciativa.

Son muchas las formas de impresionar a tu jefe pero lo más importante es que tomes acción lo más antes posible. No basta con tan solo leer nuestros consejos sino ponerlos en práctica buscando soluciones. Recuerda tener en cuenta lo anterior y no pasarás desapercibido ante los ojos de tu jefe.

Image courtesy of “Ambro”/ FreeDigitalPhotos.net

Tags:
consejos para impresionar a tu jefe, recomendaciones para impresionar a tu jefe, datos para impresionar a tu jefe, buenos consejos sobre empleos en canadá para mexicanos, tips para impresionar a tu jefe

Si fué de tu agrado esta página puedes apoyarnos haciendo un click en me gusta de Facebook, G+, twitter, otros internautas como tú, te lo agradecerán.



 

 



Deja tu comentario

Tu email no va a ser publicado , si deseas escribe uno de fantasia.